lunes, 25 de agosto de 2008

Detener el movimiento del agua

Reconozco que es cuestión de gustos. No simpre me gustan, pero en ocasiones puede ser interesante. Me refiero al efecto "sedoso" del agua.
Una velocidad de exposición suficientemente grande permite que el movimiento continuo del agua, pase de "borroso" a "sedoso".





Imagen tomada con el menor diafragma disponible, f/22, para conseguir un tiempo de exposición suficiente. En este caso 5 segundos. Conviene probar diferentes tiempos, pero para un mar no muy revuelto, un tiempo entre 3-6 segundos produce un resultado aceptable.

La exposición tomada con f/22 y 5 segundos era correcta al estar tomada por la tarde/noche (21:00 horas), con un nivel de luz ambiente bajo.
Por mucho que queramos dejar un tiempo de exposición largo, si la luz es demasiado alta se quemara. El primer aspecto a considerar es tener una exposición de luz correcta. Por tanto si lo que buscamos son un tiempo de 2-6 segundos, y el diafragma mínimo es f/22, hay algunas alternativas: - Fotografiar agua que este una zona de sombras - Fotografiar al anochecer o amanecer - Usar un filtro ND que reduce la cantidad de luz que llega al objetivo.

Playa del Morrongo - 080822_30D_5040